Protocolos para dentistas


 

Los dentistas se preparan para reabrir con nuevos protocolos de seguridad

En diferentes países se han establecido diversas políticas públicas que implican la promulgación de nuevas leyes, reglamentos, órdenes ejecutivas, ordenanzas locales y decisiones judiciales para controlar la pandemia [11, 12]. Muchas de estas políticas relacionadas con la salud pública, como el cierre de fronteras, las restricciones a los viajes intrafronterizos, el distanciamiento social, el trabajo desde casa, el cierre de escuelas y el bloqueo económico, han tenido un impacto significativo. La cuarentena ha evitado entre el 44 y el 81% de los nuevos casos y ha reducido la mortalidad en torno al 31-63% [13]. Además, el apoyo económico de los gobiernos estatales para luchar contra la pandemia mundial ha aumentado: la Organización Mundial de la Salud (OMS), por ejemplo, ha recaudado más de 200.000 millones de dólares estadounidenses para los planes globales de preparación estratégica y respuesta humanitaria [14].

Los requisitos nacionales para los sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado (HVAC) en los centros sanitarios están determinados por la Asociación Canadiense de Normas. La tasa de intercambio de aire en un espacio está influida por múltiples factores, como la altura de las paredes y los techos, la presencia de ventanas que puedan abrirse y la disposición física de la clínica. La cantidad de tiempo que una sala debe permanecer en reposo después de los procedimientos que generan aerosoles varía en función de la tasa de intercambio de aire en el edificio. Por lo tanto, las autoridades reguladoras de la odontología han animado a sus miembros a ponerse en contacto con un especialista en calefacción, ventilación y aire acondicionado para obtener una evaluación profesional antes de cambiar los diseños de las clínicas existentes. Es conveniente reducir los aerosoles en su origen con técnicas de reducción de aerosoles. Otros cambios en las instalaciones de las clínicas dentales incluyen la limitación del número de pacientes en la sala de espera, la sustitución de las superficies de tela por muebles de fácil desinfección, la eliminación de revistas y juguetes, y la colocación de barreras de plexiglás en el mostrador de recepción [23-26].

Guía actualizada de los CDC para los consultorios dentales

Esta sección proporciona orientación para los trabajadores y empleadores de los consultorios dentales. Estas orientaciones complementan las orientaciones provisionales generales para los trabajadores y empleadores de trabajadores con mayor riesgo de exposición laboral al SRAS-CoV-2.

Cuando se realicen estos procedimientos, deben aplicarse los controles adecuados. Y cuando los controles administrativos, de ingeniería y de prácticas de trabajo no sean factibles o no proporcionen una protección suficiente, debe proporcionarse un EPI adecuado y utilizarse correctamente.

*En odontología, el uso de turbinas dentales, piezas de mano con micromotor o rotatorias, escaladores ultrasónicos y jeringas de aire-agua son ejemplos de tareas que pueden generar aerosoles. Esta lista no es exhaustiva; otros procedimientos también pueden generar aerosoles.

En zonas con transmisión comunitaria en curso del SRAS-CoV-2 y basándose en la evaluación de los riesgos actuales, considere sólo los procedimientos dentales de urgencia y evalúe si deben posponerse los procedimientos electivos, las cirugías y las visitas ambulatorias no urgentes.

Cuando se necesite atención dental urgente o de emergencia, o cuando se realice atención dental electiva durante la pandemia, utilice controles de ingeniería para proteger a los trabajadores de la odontología, los pacientes y los visitantes de la posible exposición al SARS-CoV-2. Esto incluye la colocación de barreras físicas o tabiques fácilmente descontaminables entre las áreas de tratamiento de los pacientes (por ejemplo, cortinas que separen a los pacientes en áreas semiprivadas).

COVID-19: Cómo pueden los dentistas ayudar a detener la propagación

En la entrada, hemos añadido una “Estación de Protección del Paciente”, que incluye desinfectante de manos y mascarillas para su uso. Después de cada cita, limpiaremos, desinfectaremos y esterilizaremos el quirófano, los instrumentos y todas las superficies.

Le pediremos que espere en sus vehículos o fuera de la oficina hasta que le enviemos un mensaje de texto o le llamemos para su cita. En nuestros mostradores de recepción, hemos instalado barreras de plexiglás y colocado marcadores de “Póngase aquí” en el suelo, lejos del mostrador, para fomentar el distanciamiento físico.

En nuestra sala de espera, dejaremos el número mínimo de sillas para sentarse y nos aseguraremos de que estén colocadas a 2 metros (6 pies) de distancia. Nuestro personal también limpiará todas las superficies con un limpiador de superficies aprobado.

Además de estos nuevos protocolos, nuestro personal se autocontrolará continuamente para detectar cualquier síntoma (fiebre con tos o dolor de garganta, o dolores musculares) que pueda experimentar y se pondrá en cuarentena durante los 14 días obligatorios en caso de estar enfermo..

Mantener el rumbo de los protocolos de EPI y de control de infecciones durante

A partir del 1 de marzo de 2022: Los CDC actualizaron sus directrices sobre el uso de mascarillas y anunciaron que ya no exigen el uso de mascarillas en los autobuses escolares o furgonetas para programas de K-12 y de cuidado de niños, así como en los entornos de transporte público al aire libre. Los CDC no han levantado el mandato de uso de mascarilla para los centros médicos, lo que incluye los consultorios dentales. El requisito de seguir usando una máscara en los consultorios médicos y dentales se aplica a los pacientes, residentes, personal, vendedores y visitantes. El MDS continuará supervisando cualquier cambio en las directrices de los CDC sobre las mascarillas. Obtenga más información de Massachusetts en mass.gov.

A partir del 29 de mayo de 2021, la orden de cubrirse la cara de la Commonwealth será rescindida. El Departamento de Salud Pública de Massachusetts (DPH) emitirá un nuevo aviso sobre el uso de mascarillas de acuerdo con las directrices actualizadas de los CDC. El uso de un protector facial seguirá siendo obligatorio tanto para las personas vacunadas como para las no vacunadas en todo momento en los centros de atención de la salud y en los consultorios de los proveedores, definidos como centros de atención de la salud o proveedores con licencia o administrados por el Estado, incluidos los hogares de ancianos, los hogares de descanso, los servicios médicos de emergencia, los hospitales, los consultorios médicos, los centros de atención de urgencia, los centros de salud comunitarios, los sitios de vacunación, las clínicas de salud conductual y los centros de la Oficina de Servicios contra Sustancias y Adicciones. Este requisito se aplica a los pacientes y al personal.

About the author