Colocacion de electrodos para monitorizacion cardiaca


 

Colocación de ecg de 5 derivaciones en un paciente en decúbito prono

Desde el primer telecardiograma registrado en 1903, se han producido enormes avances en el registro y la interpretación del ECG. Hoy en día, el ECG de 12 derivaciones sigue siendo una herramienta de diagnóstico estándar entre los paramédicos, los paramédicos y el personal hospitalario.

Un ECG de 12 derivaciones pinta una imagen completa de la actividad eléctrica del corazón al registrar la información a través de 12 perspectivas diferentes. Piense en ello como si fueran 12 puntos de vista diferentes de un objeto entretejidos para crear una historia cohesionada: la interpretación del ECG.

Estas 12 vistas se recogen colocando electrodos o pequeños parches adhesivos en el pecho (precordiales), las muñecas y los tobillos. Estos electrodos se conectan a una máquina que registra la actividad eléctrica del corazón.

El objetivo principal del ECG de 12 derivaciones es detectar posibles isquemias cardíacas en los pacientes. Ayuda al personal de los servicios de emergencias y del hospital a identificar rápidamente a los pacientes que sufren un IAMCEST (infarto de miocardio con elevación del ST o, en otras palabras, un infarto de miocardio) y a realizar la intervención médica adecuada basándose en las lecturas iniciales.

Colocación del cable del monitor cardíaco

Un electrocardiograma (ECG) de 12 derivaciones es una prueba médica que se registra mediante derivaciones, o nodos, adheridos al cuerpo. Los electrocardiogramas, a veces denominados ECG, captan la actividad eléctrica del corazón y la trasladan a un papel con gráficos. Los resultados pueden ser analizados por profesionales de la medicina, como cardiólogos, enfermeros especializados en cardiología y técnicos.

Aunque se denomina ECG de 12 derivaciones, sólo utiliza 10 electrodos. Algunos electrodos forman parte de dos pares y, por tanto, proporcionan dos derivaciones. Los electrodos suelen ser almohadillas autoadhesivas con un gel conductor en el centro. Los electrodos se encajan en los cables conectados al electrocardiógrafo o al monitor cardíaco.

La colocación de los electrodos para un ECG de 12 derivaciones es estándar, con derivaciones colocadas en el brazo izquierdo y derecho y en la pierna izquierda y derecha. Otro par de electrodos se coloca entre la cuarta y la quinta costilla, a la izquierda y a la derecha del esternón. Entre este par de electrodos se coloca un único electrodo en el cuarto espacio intercostal.

Un octavo electrodo se coloca entre la quinta y la sexta costilla en la línea clavicular media, la línea de referencia imaginaria que se extiende hacia abajo desde la mitad de la clavícula. El noveno electrodo se coloca en línea horizontal con el octavo electrodo pero en la línea axilar anterior o la línea de referencia imaginaria que se extiende hacia el sur desde el punto en que se unen la clavícula y el brazo. El último electrodo se coloca en la misma línea horizontal que los electrodos octavo y noveno pero orientado con la línea axilar media, el punto de referencia imaginario que va hacia abajo desde la axila del paciente.

Colores de colocación de ecg de 5 derivaciones

El ECG es una de las pruebas fisiológicas básicas más utilizadas en los exámenes clínicos. Se realiza como parte esencial de una primera evaluación, sobre todo cuando se sospecha una enfermedad cardiovascular. Dado que el diagnóstico del ECG constituye una base importante para el tratamiento posterior, es fundamental adquirir registros de ECG que contengan la menor cantidad de artefactos posible.

Colocar los electrodos en las posiciones correctas es el primer paso para producir un registro de ECG que pueda ser útil para el diagnóstico. Un ECG estándar de 12 derivaciones no sirve de nada si los electrodos no están colocados correctamente. A continuación se muestran las posiciones de los electrodos y los colores de los cables conductores.  Hay formas de fijar los electrodos según la IEC y la AHA;

Se cree que las posiciones de los electrodos de las extremidades pueden cambiarse sin causar una alteración significativa en la forma de la onda, siempre que estén situados entre la muñeca y la base del brazo, y entre el tobillo y la ingle. Si resulta difícil colocar un electrodo en la muñeca o en el tobillo, pruebe a utilizar otras posiciones.

Colocación de un monitor cardíaco de 6 derivaciones

Klum, Michael, Minn, Tobias, Tigges, Timo, Pielmus, Alexandru-Gabriel y Orglmeister, Reinhold. “Posiciones de electrodos mínimamente espaciadas para sensores torácicos multifuncionales: ECG and respiratory signal estimation” Current Directions in Biomedical Engineering, vol. 2, nº 1, 2016, pp. 695-699. https://doi.org/10.1515/cdbme-2016-0151

Klum, M., Minn, T., Tigges, T., Pielmus, A. & Orglmeister, R. (2016). Posiciones de electrodos mínimamente espaciadas para sensores torácicos multifuncionales: Estimación de ECG y señal respiratoria. Current Directions in Biomedical Engineering, 2(1), 695-699. https://doi.org/10.1515/cdbme-2016-0151

Klum, M., Minn, T., Tigges, T., Pielmus, A. y Orglmeister, R. (2016) Posiciones de electrodos mínimamente espaciadas para sensores torácicos multifuncionales: Estimación de la señal de ECG y respiratoria. Current Directions in Biomedical Engineering, Vol. 2 (Issue 1), pp. 695-699. https://doi.org/10.1515/cdbme-2016-0151

Klum, Michael, Minn, Tobias, Tigges, Timo, Pielmus, Alexandru-Gabriel y Orglmeister, Reinhold. “Posiciones de electrodos mínimamente espaciadas para sensores torácicos multifuncionales: Estimación de ECG y señal respiratoria” Current Directions in Biomedical Engineering 2, nº 1 (2016): 695-699. https://doi.org/10.1515/cdbme-2016-0151

About the author