Artrosis de hombro sintomas y signos


 

El mejor analgésico para la artritis en el hombro

Cada año, millones de personas en todo el mundo son diagnosticadas con alguna forma de artritis. Definida de forma sencilla, la artritis es la inflamación de una o varias articulaciones. En un hombro enfermo, esta inflamación causa dolor y rigidez que puede dificultar el levantamiento del brazo, el cepillado del cabello o el alcance de una estantería alta.

La cabeza del hueso de la parte superior del brazo encaja en una cavidad redondeada en el omóplato. Esta cavidad se llama glenoidea. Una combinación de músculos y tendones mantiene el hueso del brazo centrado en la cavidad del hombro. Estos tejidos se denominan manguito de los rotadores.

Hay dos articulaciones en el hombro, y ambas pueden verse afectadas por la artritis. Una de las articulaciones se encuentra donde la clavícula se une a la punta del omóplato (acromion). Se denomina articulación acromioclavicular (AC). La segunda se encuentra donde la cabeza del húmero encaja en la escápula y se denomina articulación glenohumeral.

También conocida como artritis por desgaste, la artrosis es una enfermedad que destruye la cubierta exterior lisa (cartílago articular) del hueso. A medida que el cartílago articular se desgasta, se vuelve deshilachado y áspero, y el espacio de protección entre los huesos disminuye. Durante el movimiento, los huesos de la articulación se rozan entre sí, causando dolor; esto suele denominarse artritis “hueso contra hueso”.

Dolor de hombro por artritis en el brazo

El hombro está formado por tres huesos: la escápula (omóplato), el húmero (hueso del brazo) y la clavícula. La parte de la escápula que constituye la cavidad de la articulación del hombro se llama glenoidea. La articulación esférica entre la glenoides (escápula) y el húmero es la articulación del hombro (glenohumeral). Hay otra pequeña articulación justo encima del hombro llamada articulación acromioclavicular. Es donde la clavícula se une al omóplato. La artrosis puede afectar a cualquiera de estas articulaciones.

Cuando una articulación desarrolla osteoartritis, parte del cartílago que cubre las superficies articulares puede volverse gradualmente áspero y fino. El hueso que se encuentra debajo del cartílago reacciona entonces engrosando y ensanchándose, lo que puede dar lugar a dolor, hinchazón y limitación del movimiento de la articulación.

La mayoría de las veces no hay una razón obvia para la artritis. Puede desarrollarse como parte del proceso natural de envejecimiento, debido a una lesión, a una enfermedad articular inflamatoria subyacente como la artritis reumatoide o a un problema del tendón del hombro (manguito de los rotadores).    Las personas con problemas neurológicos subyacentes también pueden verse afectadas.

Síntomas de la artritis reumatoide en el hombro

Muchos han oído hablar de la artritis. Pero, a pesar de su sencilla definición -inflamación de una articulación-, existen más de 100 tipos de artritis, cada uno con causas y tratamientos diferentes. Sin embargo, todas tienen los mismos síntomas: articulaciones inflamadas que pueden provocar dolor y rigidez.

La osteoartritis (OA), el tipo más común de artritis, está causada principalmente por el desgaste relacionado con la edad y puede afectar a hombros, rodillas, caderas y otras articulaciones. También conocida como artritis por desgaste, la OA es una enfermedad que implica el deterioro de la cubierta exterior lisa del hueso (cartílago).

Si las personas vivieran eternamente, todo el mundo desarrollaría artrosis, ya que la pérdida de cartílago se produce por el simple hecho de utilizar la articulación. Los hombros son menos susceptibles de sufrir desgaste en comparación con otras articulaciones que soportan peso, pero la mayor duración de la vida y el aumento de la participación en deportes han contribuido a aumentar el número de problemas en los hombros a una edad más temprana.

El hombro está formado por el hueso del brazo (húmero), el omóplato (escápula) y la clavícula. El hueso de la parte superior del brazo termina en lo que parece una bola, que se apoya en una cavidad en el omóplato. La osteoartritis del hombro consiste en la pérdida del cartílago que permite que esta bola se deslice suavemente contra la cavidad, lo que puede hacer que los huesos se rocen entre sí.

Tratamiento de la pérdida de cartílago en el hombro

Los artículos de Verywell Health son revisados por médicos certificados y profesionales de la salud. Estos revisores médicos confirman que el contenido es exhaustivo y preciso, y que refleja las últimas investigaciones basadas en la evidencia. El contenido se revisa antes de su publicación y tras actualizaciones sustanciales. Más información.

Scott J. Zashin, MD, está certificado en medicina interna y reumatología. Fue profesor clínico voluntario de medicina interna en la University of Texas Southwestern Medical School de Dallas.

La osteoartritis del hombro puede afectar a las dos articulaciones de la zona del hombro: la articulación acromioclavicular y la articulación glenohumeral. si tiene un dolor persistente en el hombro, podría estar causado por la osteoartritis; el diagnóstico y el tratamiento tempranos le ayudarán a controlar los síntomas.

El hombro se considera la articulación más móvil del cuerpo, pero debido a su rango de movimiento, también es menos estable que otras articulaciones. Para mantenerse estable, el hombro se apoya en músculos, tendones y ligamentos.

La limitación de la amplitud de movimiento es otro de los principales síntomas de la artrosis de hombro. Puede resultar difícil alcanzar una estantería, levantar el brazo para cepillarse el pelo y realizar otras actividades que requieran mover el hombro. También puede sentir y oír crepitaciones cuando mueve el hombro.

About the author