Adhesivo para heridas


 

Cinta adhesiva para tejidos

El vendaje adhesivo Band-Aid® es un tratamiento eficaz para detener las hemorragias externas de las heridas cutáneas, pero todavía no existe una opción igualmente viable para las hemorragias internas. Los pegamentos quirúrgicos se utilizan a menudo en el interior del cuerpo en lugar de las técnicas tradicionales de cierre de heridas, como los puntos de sutura, las grapas y los clips, porque reducen el tiempo de permanencia del paciente en el hospital y disminuyen el riesgo de lesiones/daños secundarios en el lugar de la herida. Un pegamento quirúrgico eficaz debe ser fuerte, flexible, no tóxico y capaz de adaptarse al movimiento, pero actualmente no existen adhesivos que reúnan todas esas propiedades. Los investigadores del Instituto Wyss han desarrollado un nuevo hidrogel adhesivo superresistente inspirado en el pegamento que segrega una babosa común que es biocompatible, flexible y puede adherirse a los tejidos en movimiento dinámico incluso en presencia de sangre.

El hidrogel en sí es un híbrido de dos tipos de polímeros diferentes: un extracto de algas llamado alginato que se utiliza para espesar los alimentos, y la poliacrilamida, que es el material principal de las lentes de contacto blandas. Cuando estos polímeros relativamente débiles se entrelazan entre sí, crean una red molecular que demuestra una dureza y resistencia sin precedentes para los materiales de hidrogel, a la par que el cartílago natural del cuerpo. Cuando se combina con una capa adhesiva que contiene moléculas de polímero con carga positiva (quitosano), el material híbrido resultante es capaz de unirse a los tejidos con más fuerza que cualquier otro adhesivo disponible, estirarse hasta 20 veces su longitud inicial y adherirse a las superficies de los tejidos húmedos que sufren un movimiento dinámico (por ejemplo, un corazón que late).

Adhesivo para tejidos

Los médicos llevan mucho tiempo buscando un método eficaz de reparación de heridas que requiera poco tiempo y minimice las molestias para sus pacientes, pero que produzca un buen resultado cosmético. Dermabond, el más reciente adhesivo tisular etiquetado por la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE.UU. (FDA), podría cumplir estos criterios. Los adhesivos tisulares de cianoacrilato existen desde hace más de 20 años, pero su uso en este país para la reparación de incisiones y laceraciones es muy reciente. Se ha demostrado que tienen una histotoxicidad insignificante, que forman una fuerte unión con los bordes de la herida y que proporcionan una cosmética a largo plazo equivalente o mejor que los métodos tradicionales de reparación. Además, requieren menos de la mitad del tiempo de cierre de la herida. La tabla 1 resume las ventajas del adhesivo tisular frente a las suturas.1-11

Los adhesivos tisulares de cianoacrilato combinan cianoacetato y formaldehído en un vacío de calor junto con una base para formar un monómero líquido.9 Cuando el monómero entra en contacto con la humedad de la superficie de la piel, se transforma químicamente en un polímero que se une a la capa epitelial superior. Este polímero forma un puente de cianoacrilato, uniendo los dos bordes de la herida y permitiendo que se produzca la cicatrización normal por debajo. La conversión de monómero a polímero se produce rápidamente, impidiendo la filtración del adhesivo por debajo de los márgenes de la herida siempre que los bordes estén bien apilados. A menudo se genera calor durante el cambio de monómero a polímero, y este calor puede ser sentido en ocasiones por los pacientes durante la aplicación en la piel. También se ha demostrado que los cianoacrilatos tienen propiedades antimicrobianas.10-14

Adhesivo de cianoacrilato para tejidos

Los adhesivos tisulares o pegamentos se utilizan cada vez más en lugar de los puntos (suturas) o las grapas para cerrar las heridas. Se ha sugerido que los adhesivos tisulares pueden ser más rápidos y fáciles de usar que las suturas para cerrar las heridas quirúrgicas. Los adhesivos tisulares no conllevan ningún riesgo de heridas punzantes -a diferencia de las agujas que se utilizan para las suturas- y se cree que proporcionan una barrera contra la infección. Esto puede significar que también favorecen la cicatrización y se evita la necesidad de retirar las suturas.

Los investigadores buscaron en la literatura médica hasta marzo de 2014, e identificaron 33 estudios médicos que investigaron el uso de adhesivos tisulares para el cierre de heridas. Compararon el adhesivo tisular con otro método de cierre, como suturas, grapas, cinta adhesiva u otro tipo de adhesivo tisular. Los principales resultados de interés fueron si las heridas permanecían cerradas -y no se rompían- y si se infectaban. Los resultados de la revisión mostraron claramente que se rompían menos heridas cuando se utilizaban suturas. Los estudios también informaron que algunos tipos de adhesivos tisulares podrían ser ligeramente más rápidos de usar que otros tipos. No hubo una diferencia clara entre los adhesivos tisulares y los métodos de cierre alternativos en cuanto a los resultados cosméticos o los costes. Los resultados relativos al método de cierre de la piel preferido por los cirujanos y los pacientes fueron contradictorios.

Pegamento para la piel

El objetivo de este estudio era determinar qué adhesivo para heridas de un solo uso es el más apropiado en términos de facilidad de uso, mínimo dolor en la aplicación, tiempo de adhesión adecuado y cierre de la herida. Los tres adhesivos para heridas examinados fueron Indermil (cinoacrilato de n-butilo), Liquiband (cinoacrilato de n-butilo) y Dermabond (octilcianoacrilato).

El estudio se llevó a cabo en un servicio de urgencias pediátricas urbano que trata a más de 39.000 pacientes al año. La muestra se tomó de la población de clientes que presentaban laceraciones que requerían un cierre adhesivo tisular, dentro de las limitaciones del estudio (n = 63).

Se realizó un estudio comparativo no ciego. Los niños que presentaban una laceración adecuada fueron asignados a recibir Indermil, Dermabond o Liquiband. Las heridas se cerraron siguiendo las pautas indicadas por los distintos fabricantes. Se pidió al personal de enfermería que administraba el adhesivo tisular que rellenara el formulario de auditoría tras el cierre y que comentara el procedimiento en términos descriptivos.

About the author